top of page
  • Foto del escritorDeallink

Métodos y criterios para evaluar una empresa durante una fusión o adquisición

Evaluar el valor de una empresa es esencial en las operaciones de fusiones y adquisiciones (F&A). Es un proceso complejo que implica el análisis de diversos factores financieros, estratégicos y operativos para determinar el precio justo que un comprador debe pagar por una empresa objetivo.


Métodos de valoración

Uno de los métodos más utilizados para evaluar el valor de una empresa durante una operación de fusión y adquisición es el análisis del flujo de caja descontado (DCF). Este método consiste en proyectar los flujos de caja futuros de la empresa objetivo y descontarlos a su valor actual utilizando un tipo de descuento adecuado.

El DCF goza de gran prestigio por su capacidad para tener en cuenta la perspectiva a largo plazo y los riesgos asociados a la inversión.

Para realizar un análisis DCF, los tasadores suelen empezar estimando los ingresos, gastos e inversiones de capital previstos de la empresa objetivo. A continuación calculan el flujo de caja libre, que es el dinero disponible para los accionistas después de todos los gastos de explotación e inversiones.

El siguiente paso consiste en seleccionar un tipo de descuento adecuado, que refleje el riesgo de la inversión. Por último, los flujos de caja futuros se descuentan al valor actual, y la suma de estos valores representa el valor estimado de la empresa.


Comparables de mercado

Otro método fundamental es el análisis de comparables de mercado. En este método, la empresa objetivo se compara con otras empresas similares que ya cotizan en bolsa o que han sido adquiridas recientemente en transacciones similares. Los valoradores tienen en cuenta múltiplos financieros como el P/E (Precio/Beneficios), EV/EBITDA (Valor de Empresa/EBITDA) y otros indicadores relevantes.

El análisis de comparables de mercado ayuda a evaluar la empresa objetivo en relación con su sector y las tendencias del mercado. También puede ofrecer una validación adicional de los resultados obtenidos mediante otros métodos. Sin embargo, es importante asegurarse de que las empresas utilizadas como referencia sean realmente comparables en términos de tamaño, operaciones y riesgo.


Valor de los fondos propios

El valor de los fondos propios es el valor contable neto de la empresa y representa la diferencia entre su activo y su pasivo. Este método es el más apropiado para empresas con activos tangibles significativos, como propiedades, fábricas o acciones.

Se trata de una métrica simple y directa, pero puede no reflejar adecuadamente el valor real de una empresa si sus activos están infravalorados o si tiene activos intangibles significativos, como marcas o propiedad intelectual.


Criterios de valoración

Uno de los criterios más importantes para evaluar el valor de una empresa durante una fusión y adquisición es su rendimiento financiero. Esto incluye los ingresos históricos, la rentabilidad, el crecimiento y los márgenes de beneficio. Los compradores suelen buscar empresas con un sólido historial de crecimiento y rentabilidad constante.

Además, la calidad de los activos y pasivos de la empresa, así como la eficiencia de sus operaciones financieras, son criterios clave. Los compradores quieren entender la salud financiera de la empresa objetivo y cómo se alinea con sus objetivos estratégicos.


Sinergias

Las sinergias representan los beneficios esperados de la operación de fusión y adquisición, que pueden incluir ahorro de costes, aumento de ingresos, acceso a nuevos mercados o mejoras operativas. La evaluación de las sinergias potenciales es esencial para determinar el valor de una empresa objetivo. Cuanto mayores sean las sinergias previstas, mayor será el precio que un comprador puede estar dispuesto a pagar.

También es importante ser realista al evaluar las sinergias, ya que a menudo son difíciles de conseguir en la práctica. Para identificar y cuantificar con precisión las sinergias es necesario un análisis minucioso de las operaciones y estrategias de las dos empresas implicadas en la transacción.


Riesgos y contingencias

La evaluación de riesgos y contingencias es otro criterio crítico. Los compradores quieren comprender todos los riesgos potenciales que podrían afectar a los resultados futuros de la empresa objetivo. Esto incluye los riesgos operativos, jurídicos, normativos y financieros.

Es importante llevar a cabo una diligencia debida exhaustiva para identificar todos los posibles problemas y contingencias, lo que puede implicar la revisión de contratos, litigios pendientes, cuestiones laborales y otros factores que podrían afectar a la empresa en el futuro. Una cuidadosa evaluación de los riesgos permite a los compradores tomar decisiones informadas sobre el precio y las condiciones de la transacción.

La importancia de la diligencia debida

La diligencia debida es un proceso de investigación exhaustiva que los compradores llevan a cabo para obtener un conocimiento completo de la empresa objetivo. La diligencia debida abarca aspectos financieros, jurídicos, operativos y estratégicos de la empresa y es esencial para tomar decisiones con conocimiento de causa.

Durante este proceso, los compradores revisan los registros financieros de la empresa objetivo, incluidos los estados financieros, el historial de auditorías, las cuentas por cobrar y por pagar, entre otros documentos. También examinan de cerca los activos y pasivos de la empresa, identificando cualquier discrepancia o preocupación financiera.

Además, la diligencia debida legal implica la revisión de contratos, acuerdos con proveedores, litigios pendientes, propiedad intelectual y otras cuestiones legales que puedan afectar a la empresa. Cualquier problema legal descubierto durante este proceso puede repercutir en el precio y las condiciones de la transacción.

La diligencia debida operativa se centra en las operaciones cotidianas de la empresa, identificando las eficiencias e ineficiencias operativas, lo que ayuda a los compradores a comprender mejor cómo funciona la empresa e identificar oportunidades de mejora.

Por último, la diligencia debida estratégica consiste en evaluar la estrategia empresarial de la empresa objetivo, su posicionamiento en el mercado y su potencial de crecimiento. Los compradores tratan de entender cómo encaja la empresa en su estrategia global y cómo puede añadir valor a su organización.


Desafíos de la valoración de empresas en fusiones y adquisiciones

Valorar empresas durante una fusión y adquisición puede ser una tarea difícil debido a varios factores. Algunos de los principales son:

  1. Complejidad de las transacciones: Muchas operaciones de fusión y adquisición implican a empresas con operaciones complejas y estructuras de capital intrincadas, lo que hace que la valoración sea más difícil, ya que hay que tener en cuenta una amplia gama de variables.

  2. Incertidumbre futura: Predecir el rendimiento futuro de una empresa objetivo puede ser incierto, especialmente en sectores volátiles o en rápida evolución. Los compradores tienen que hacer suposiciones informadas sobre el futuro, lo que puede ser arriesgado.

  3. Valoración de activos intangibles: en muchos sectores, los activos intangibles como marcas, patentes y programas informáticos desempeñan un papel crucial en el valor de una empresa. Valorar estos activos con precisión puede ser todo un reto.

  4. Sesgo de confirmación: Los compradores pueden ser susceptibles al sesgo de confirmación, por el que buscan información que confirme sus ideas preconcebidas sobre el valor de la empresa objetivo. Esto puede dar lugar a evaluaciones sesgadas.

  5. Es esencial que los compradores realicen un análisis cuidadoso y objetivo para tomar decisiones informadas y garantizar que el precio y las condiciones de la transacción sean justos para ambas partes implicadas.

  6. Ciclos económicos: Las condiciones económicas mundiales y locales pueden tener un impacto significativo en el valor de una empresa. Los cambios en el entorno económico pueden dificultar las previsiones de resultados.

  7. Evaluar el valor de una empresa durante una operación de fusión y adquisición es un proceso complejo que implica la aplicación de métodos y criterios rigurosos.

Comments


E-books

CTA_01-1-250x300.png
bottom of page